miércoles, marzo 29, 2006

Florence Foster Jenkins

No se me ocurre mejor manera de comenzar este post sino de la misma forma en que conocí a esta simpática mujer: escuchándola. Os dejo un fragmento muy conocido de "La flauta mágica" de Mozart, cantada por Florence Foster Jenkins y la misma pieza interpretada por la soprano Natalie Dessay (para comparar...si es que hace falta)

Florence Foster Jenkins
Natalie Dessay
(si teneis una conexión chunga es mejor que os bajeis sólo el primer archivo, en realidad la comparación es innecesaria...)

Florence Foster JenkinsFlorence Foster Jenkins nació en Pensilvania en el año 1868. Hija de un acomodado banquero, recibió las típicas clases de música de una familia bien, llegando a dar su primer recital de piano a los 8 años, hasta que a los 17 le dijo a su padre que quería vivir de la música. Recibió una respuesta negativa (obviamente), así que, en un arranque de furia adolescente, se fugó con su amante y posterior marido a Filadelfia, el cual también se negaba a su dedicación a la música. En 1902 ya se habían divorciado y Florence malvivía como profesora y pianista ocasional. Pero todo cambió cuando su padre murió en 1909, dejándole una buena fortuna que ella aprovechó para introducirse de lleno en la vida musical.

La cosa empezó fuerte porque parece ser que su profesora de canto era "una gran estrella de la ópera", según St. Clair Bayfield (su manager por más de 36 años), de la cual sólo había "una persona en el mundo que sabe su nombre" A partir de 1912 se dedicó a dar recitales por aqui y por allá, recaudando fondos para jóvenes músicos necesitados, y siempre en nombre de varios clubes sociales a los cuales pertenecía. Sorprendentemente, la gente asistía a sus conciertos y se acabó labrando una pequeña fama, que le lleva a mudarse a Nueva York, donde poco a poco se iba creando una legión considerable que acabó convirtiendo a esta mujer en leyenda...

castafioreY es que sus espectáculos, para Florence, eran mucho más que música. El escenario estaba normalmente lleno de flores y plantas y se cambiaba varias veces de vestido (nunca menos de tres), según el tipo de canción que tocase. En uno de sus números más famosos, la canción "Clavelitos", se vestía con mantilla y peineta, lanzando flores al público siguiendo el ritmo de la música. Verdi, Mozart, Rachmaninoff... se atrevía con todo. Sus recitales a menudo eran privados, y el conseguir una invitación para ellos era una tarea harto difícil, ya que ella misma se encargaba de repartirlas a mano entre sus fieles seguidores.

Por fin, llegó la hora de grabar un disco à la Ed Wood, sin preparar la voz, sin consideraciones de acústica, ni ensayos ni nada. La primera prueba era normalmente "excelente, virtualmente inmejorable" y después... a positivar! Una vez, Florence, preocupada por una nota final en un Aria que había grabado, fue animada por el director, que le respondió "Querida, no hay necesidad de preocuparse por esa sencilla nota".

Esta mujer tenía una enorme fe en sí misma. Para ella, los que se reían o se burlaban eran unos ignorantes y no comprendían su arte, mientras que los críticos sólo sentían celos de su tremenda voz. Su grandeza estaba fuera de toda duda, al menos en su propio mundo. sólo en una ocasión pareció tocada por los comentarios: "Algunos dirán que no puedo cantar, pero nadie podrá decir que no he cantado".

castafiore 2Había quien no comprendía cómo podía tener tanto éxito, pero cada noche, allí estaban los aplausos. Tantos eran sus seguidores que le propusieron ir al mismísimo Carnegie Hall de Nueva York para dar un recital, a lo que ella durante un tiempo se negó. Finalmente, en 1944, el esperado concierto tuvo lugar, consiguiendo un "sold out" varias semanas antes y con unas 2000 personas decepcionadas por no poder ir a verla. Al día siguiente, algunas de las críticas fueron despiadadas, otras fueron más amables ("Anoche, todo el mundo disfrutó de la velada"), pero de todas maneras, fue su última aparición en público. Un mes después, Florence dejaba a su fiel público para siempre.

Cual era la clave? Quizá fuera la entrega, la emoción y la dedicación de sus actuaciones las que cautivaron a la gente. O quizás, tristemente (y yo, que tan poca esperanza tengo en el género humano, pienso esto), tan sólo fuese un divertimento más para ellos. A menudo, los críticos usaban una ironía tan fina, que dejaban a la gente con ganas de conocer a esta mujer. Algunos dicen que su muerte fue provocada por las malas críticas de la última noche, otros piensan que toda su carrera fue un fraude, pero lo cierto es que esta mujer, cantase lo mal que cantase, se mantuvo siempre fiel a sí misma, cumpliendo el sueño de su juventud y disfrutando de ello hasta el final, aunque fuese autoengañándose como Norma Desmond en "Sunset Boulevard", o como el dulce ruiseñor de Milan, la bella Castafiore...
the glory of the Human Voice

Que yo sepa, sólo están disponibles dos álbums de esta diva: "The Glory (????) of the Human Voice" (sic) y "Murder on the High C's". Para más información: aqui

7 comentarios:

bitxuverinosa dijo...

no sé, pues yo tampoco veo que lo hiciese TAN mal...

y me preocupa, por supuesto...

ladrondecaballos dijo...

No hay tanta diferecncia entre F y algunas cosas de María Callas... aunque la moraleja está clara... si sigues tus sueños puedes acabar llenando el Carnegie Hall.

Anónimo dijo...

NOOO POR FAVOOOR si la tipa es un insulto a cualquier oido!!!! De verdad que mi perro canta mejor cuando pasa una ambulancia. Y de verdad preocupate si no crees que lo hace tan mal... seguramente hay que ajustar tu audio.

Anónimo dijo...

Bueno, aunque cante pesimo, fue una amante del canto y la opera como muchas otras personas y supo valorar sus ideales y mantenerlos en alto, pero aun asi canta muy mal.

Anónimo dijo...

Gracias por dar a conocer a esta pesadilla para el oído humano y, ya que estamos, chicos, los que creéis que no lo hace tan mal, al otorrino o a escuchar un par de cosillas bien cantadas, a ver si distinguís: no tiene ni puñetera voz, no afina, no entra a tiempo, ¡no se sabe la letra y sigue adelante! Vamos, que ni Julio Iglesias

Erik dijo...

Independientemente si canta feo o no, creo que debe ser admirable el hecho de que no haya detenido sus sueños, por complacer a terceros, como dicen arriba supo defender sus ideales, me pareciò genial la frase que dijo: "Pordràn decir que no sè cantar, pero nunca nadie podrà decir que no cantè"

Anónimo dijo...

"no sé, pues yo tampoco veo que lo hiciese TAN mal...

y me preocupa, por supuesto...
# firmado por bitxuverinosa : 4/01/2006 10:55:00 AM

ladrondecaballos dijo...
No hay tanta diferecncia entre F y algunas cosas de María Callas..."


ESTO ES L QUE PASA CUANDO LO QUE OPINAN DE MUSICA SON SORDOS